Lo que hay que saber sobre el juicio a Von Wernich

vonwernich_cura_pequeno.jpgEs el primer sacerdote que llega a juicio oral y pùblico por su actuación como capellán en los centros de detención de la dictadura.

[english translation]

LA PLATA.- El sacerdote de la Iglesia Católica Christian Von Wernich, hoy de 68 años de edad, había sido mencionado como represor en diversos testimonios desde fines de la dictadura. Sin embargo, la sanción de las leyes de impunidad lo puso a salvo de la acción de la justicia.

Hasta que en agosto de 2003 y aún vigentes las leyes de punto final y obediencia debida, la Cámara Federal de La Plata lo citó a prestar declaración indagatoria en virtud de la multiplicidad de testimonios que lo vinculaban con la represión ilegal.

En aquella oportunidad Von Wernich se negó a declarar y la Cámara resolvió su detención y puesta a disposición del juzgado federal Nº3 , a cargo del juez de primera instancia Arnaldo Corazza, en virtud de atribuírsele crímenes de lesa humanidad por los cuales ya existía una denuncia penal en su contra, que había interpuesto el Fiscal Félix Crous.

Finalmente, en el mes de septiembre de ese año, el juez Corazza decretó la nulidad de las leyes de impunidad y dispuso su detención para tomarle declaración.vonwernichpequeno.jpg

Posteriormente lo procesó en dos oportunidades. La primera, en el mes de octubre y la segunda en diciembre de 2005.

Una vez confirmada la decisión por la Cámara de Apelaciones, el juez resolvió elevar la causa a juicio.

LOS DATOS DEL JUICIO QUE SE VIENE.

  • El Tribunal.

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal Nº 1 de La Plata está integrado por Carlos Rozanski, Horacio Alfredo Isaurralde y Norberto Lorenzo.

Actualización (27 abril 2007) – El Tribunal Nº 2 se declaró incompetente y giró la causa a este Tribunal, el mismo que juzgó a Miguel Etchecolatz, aduciendo razones de conexidad.

  • El imputado.

Christian Federico Von Wernich es argentino, soltero, sacerdote de la Iglesia Católica y nació en San Isidro, Provincia de Buenos Aires, el 27 de mayo de 1938. Fue capellán de la policìa de la Provincia de Buenos Aires con el grado de Oficial Subinspector entre 1977 y 1978.

  • Los querellantes.

La APDH La Plata ha unificado su rol de querellante con la Central de Trabajadores Argentinos (CTA). Representa además a los querellantes particulares Mercedes Molina y Analía Maffeo. También son partes en esta cuasa las restantes organizaciones que intregran Justicia Ya!, la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación y las familias Timermann y Moncalvillo.

  • La defensa.

Defiende a Von Wernich el abogado Juan Martín Cerolini, recordado entre otras causas por la defensa de los “horneros” en el juicio por el homicidio de José Luis Cabezas.

  • Los hechos y la participación de Von Wernich.

De la causa Nº 3 del registro de la Secretaría Especial, también conocida como causa “Raffo” o “Camps II”, se derivó la formación de la causa Nº 40. Como consecuencia de las investigaciones allí desarrolladas, el cura será juzgado como partícipe necesario en la privación ilegal de la libertad que sufrieron Enrique Brodsky, Eva Gitnatch de Graiver, Juan Amadeo Gramano, Carlos Nèstor torbidoni, Jacobo Timmerman, Osvaldo Papaleo, Julio César Miralles, Juan Destefano, Luis Guillermo Taub, Rafael Perrota y Rubén Fernando Schell y en las torturas que de esa condición se desprenden. En tanto, se lo considera coautor penalmente responsable del delito de aplicación de torturas a Enrique Brodsky, Eva Gitnatch de Graiver, Jacobo Timmerman, Osvaldo Papaleo, Julio César Miralles, Juan Destéfano, Rafael Perrota y Rubén Fernando Schell.

Los delitos arriba enumerados fueron cometidos en su mayoría en el centro clandestino de detención conocido como Puesto Vasco, que funcionaba en una dependencia policial ubicada en Pilcomayo 69 de la localidad de Don Bosco, partido de Quilmes, provincia de Buenos Aires. Taub, Timmerman y Perrota fueron víctimas también en el Comando de Operaciones Tácticas I (COTI Martínez) que funcionaba en el destacamento Caminero de Martínez, Avenida del Libertador 14.237, localidad de Martínez, partido de San Isidro, Provincia de Buenos Aires. En tanto, Rubén Fernando Schell sufrió similares vejaciones en la Brigada de Investigaciones de Quilmes, conocida como “Pozo de Quilmes”, Allison Bell esquina Garibaldi de esa ciudad.

Por otra parte, a partir de la denuncia formulada en 2003 por el fiscal Crous, se formó la causa Nº 7/7768, luego acumulada a la anterior.

En virtud de lo investigado en esta causa se juzgará a Von Wernich como partícipe secundario en las privaciones ilegítimas de libertad de Rodolfo Pettiná, Hector Manazi, Ricardo Sanglá, Domingo Moncalvillo, María del Carmen Morettini, Cecilia Idiart, María Magdalena Mainer, Pablo Mainer, Liliana Galarza, Nilda Susana Salomone, Elena de la Cuadra, Héctor Baratti, Luis Velasco, Analìa Maffeo, Osvaldo Lovazzano, José María Llantada, Eduardo Kirilovsky, Héctor Ballent, Ramón Miralles, Alberto Liberman, Juan Ramón Nazar, Néstor Bozzi, Ricardo San Martìn, Jorge Andreani, Alberto José Canciani, José Fernando Fanjul Mahía, Luis Larralde, Jorge Osvaldo Gilbert, Carlos Alberto Zaidman, María Mercedes Molina Galarza y María Cristina Bustamante. Se le atribuye, concretamente, que mediante el acercamiento a las personas privadas de libertad y el de lograr establecer confianza en las visitas que efectuara a centros clandestinos de detención, logró captar la voluntad de las víctimas que en la creencia, por la condición de sacerdote con la que se lo conociera, en falsas promesas de que si colaboraban con sus captores, recuperarían la libertad.

También se lo procesa como participe secundario en los tormentos que sufrieron Luis Velasco, José María Llantada, Eduardo Kirilovsky, Héctor Ballent, Ramón Miralles, Alberto Liberman, María Cristina Bustamante, Elena de la Cuadra, Héctor Baratti, Osvaldo Lovazzano, Juan Ramón Nazar, Analía Maffeo, Nésto Bozzi, Ricardo San Martín, Jorge Andreani, Alberto José Canciani, José Fernando Majul Mahía, Luis Larralde, Jorge Orlando Gilbert y Carlos Alberto Zaidman.

Finalmente, como coautor, en los homicidios calificados de Domingo Moncalvillo, María del Carmen Morettini, Cecilia Idiart, María Magdalena Mainer, Pablo Mainer, Liliana Galarza y Nilda Susana Salomone.

En la resolución que eleva la causa a juicio, el juez recoge múltiples testimonios que dan cuenta del obrar de Von Wernich en los centros clandestinos de detención, tal como los dichos de Héctor Ballent en el Juicio por la Verdad:

“un día llega un cura y se pone a charlar con nosotros… palabras de aliento y se va. Le digo yo a uno de los muchachos, tengo la sospecha de que este no es un cura; este es un taquero que se ha conseguido una sotana. Porque no usaba un lenguaje propio del religioso. Vuelve, entonces empieza con la perorata y en un momento dado dice: muchachos, por qué no hacen una cosa, confiesen lo que saben, así no los torturan más (…) Actualmente sé que es el padre Von Wernich”.

El propio Juan Ramón Camps, el más feroz jefe de policía de que la historia tenga recuerdo, declaró en su momento: “… yo tengo una persona que puede dar fe de los distintos lugares que estuvo el señor Timerman, porque lo visitó en todos esos lugares, es el padre Christian Von Wernich, que era el sacerdote que yo tenia porque los detenidos recibían asistencia espiritual y quien era el encargado de suministrar la misma de los detenidos era el sacerdote Von Wernich, incluso el sacerdote fue condecorado por la acción que tuvo y/o desarrolló con los detenidos”.

El juez Corazza, al fundar el auto de procesamiento, dijo que el fin de la actividad que el cura desarrollaba en los centros de detención no era dar apoyo espiritual o religioso “sino que constituía parte de un engranaje funesto formado para el cercenamiento d ela libertad personal y sometimiento a diversos vejámenes hacia las personas que allí se encotraban ilegalmente alojadas, resultando que las acciones del imputado a travès de lo que llamó entrevistas, en muchos casos eran un modo de obtener información…”.

Aquellos conceptos fueron ratificados en el auto de elevación a juicio, agregando que “Christian Federico Von Wernich ha desplegado múltiples aristas de su participación en los hechos delictivos producidos por el gobierno de facto que gonernó la Nación durante el perìodo de los años 1976/1983, participación esta que lo llevó como sacerdote de la Iglesia Católica a contribuir del modo antes descripto en la forma de relacionarse con sus víctimas y familiares para obtener información necesaria para sus superiores, plasmándose ello en cercenamientos ilegítimos de la libertad ambulatoria, aplicación de diversos tormentos y hasta muertes violentas de algunas de esas personas”.

El pasado viernes 9 de marzo la causa fue remitida al Tribunal Oral en lo Criminal Nº 2 de La Plata, para su juzgamiento.

Anuncios

Acerca de apdhlaplata
La Asamblea Permanente por los Derechos Humanos La Plata es una organización no gubernamental cuyos objetivos son: Defender los Derechos Humanos en su acepción más amplia, contribuir a su enseñanza y a su difusión, dotar a esta temática de sólidos fundamentos jurídicos y académicos con una clara visión de futuro mediante la investigación y la docencia. Llevar adelante los reclamos de Memoria, Verdad y Justicia para nuestro pueblo. Llevar adelante el Juicio por la verdad, iniciado junto a otros organismos y particulares en 1998 ante la Cámara Federal de La Plata y a las causas penales derivadas del Juicio por la Verdad.

One Response to Lo que hay que saber sobre el juicio a Von Wernich

  1. Pingback: The Trial of Christian Von Wernich: An Overview « Juicio a Von Wernich

A %d blogueros les gusta esto: